Más independientes, infieles, internacionales y emprendedores, así serán los trabajadores en 2033

Madrid, 20 de noviembre de 2014. ¿Cómo trabajaremos dentro de veinte años? ¿Habrá empleo para todos? ¿Cuáles serán las profesiones más demandadas por las empresas? ¿Y las carreras con más futuro? A estas y a otras preguntas trata de dar respuesta el informe Trabajar en 2033, elaborado por PwC y que se ha presentado hoy con la participación de la secretaria de Estado de empleo, Engracia Hidalgo. El estudio concluye que en las próximas décadas asistiremos a un cambio, casi sin precedentes, en el mundo laboral que vendrá marcado, en primer lugar, por una transformación tanto en la forma de trabajar como en los tiempos.

Opinión de los profesionales de RRHH sobre las modalidades de trabajo que predominan en su organización en la actualidad y en el futuro

Tendremos más autoempleo -freelance- y contratación a tiempo parcial; el mercado laboral será el mundo; la gente cambiará más de trabajo; trabajar a la vez para varias compañías o empleadores distintos será algo cotidiano; y los profesionales serán más internacionales y emprendedores. Los directores de Recursos Humanos de las principales compañías españolas encuestados para el informe aseguran, en un 42%, que el trabajo mixto, tanto en la oficina como a distancia en horario flexible, será la modalidad laboral que predomine en las compañías españolas en 2033, en detrimento, principalmente, del trabajo fijo en la oficina. Y un 54% espera que aumente significativamente la frecuencia de cambio de empresas por parte de los profesionales del futuro.

Tasa de paro por nivel de cualificación periodo 2005-2033

En 2033, seremos menos para trabajar y habrá más inactivos y parados por ocupado que hoy (de 1,05 a 1,17), como consecuencia del envejecimiento de la población. Pero, ¿habrá trabajo para todos en 2033? La respuesta es sí y no, al mismo tiempo. El informe estima que, entre 2013 y 2033, la demanda de mano de obra en España crecerá un 22% y la tasa de paro caerá hasta el 6,7%, a niveles similares a los que, en la actualidad, tienen países como Luxemburgo, Holanda o Dinamarca. Hasta este punto todo bien. Sin embargo, esta demanda de trabajo se centrará en aquellos profesionales con una cualificación media y alta, unos colectivos que llegarán al pleno empleo. Por el contrario, los profesionales de menor cualificación serán los que tengan mayores dificultades para encontrar trabajo: en 2033, la demanda de este tipo de trabajadores caerá un 13% y su tasa de paro será del 18,8%.

Demanda de trabajo por nivel de cualificación periodo 2005-2033

En España, al igual que en el resto del mundo, los sectores de Turismo y Ocio, Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) y el medio ambiente serán los que aglutinarán la demanda de trabajadores. El empleo en hostelería y restauración crecerá un 70% en los próximos veinte años, el relacionado con la gestión de agua, residuos y profesiones técnicas, lo hará un 44%; y los de ocio y TIC, un 34% y 39%, respectivamente.

En este contexto, la capacidad de los centros educativos para formar a alumnos de acuerdo con las necesidades del mercado se antoja crucial. El documento incluye una relación de cuáles serán los estudios con una mayor demanda en todo el mundo en las próximas décadas y que, entre otros, son:

  • Las carreras relacionadas con las tecnologías, comunicación e internet.
  • Los estudios relacionados con la medicina y la salud, debido al envejecimiento de la población y a la creciente preocupación por el bienestar físico.
  • Ingeniería civil y medioambiental, como consecuencia del cambio constante de las ciudades y de la evolución de las zonas menos desarrolladas del planeta y de una mayor concienciación por cuidar el medioambiente.
  • Las carreras vinculadas con el mundo financiero y la creación, gestión asesoría de empresas, la traducción e interpretación.

Nuevas generaciones, nuevos valores

La globalización y el desarrollo tecnológico son algunas de las causas de esta transformación de la que ya estamos empezando a ser testigos, y que también tendrá un impacto capital en los valores de los españoles ocupados dentro de veinte años. El documento estima que, en 2033, el 66% de la población activa estará formada por millenials -nacidos entre 1984 y el año 2000- y post millenials -nacidos a partir de 2011-. Y sus preferencias a la hora de elegir una empresa vendrán marcadas por las oportunidades de carrera profesional y de formación que les ofrezcan, por delante de las condiciones económicas. Y darán mucha relevancia al ambiente de trabajo y a la conciliación de la vida personal y laboral.

Finalmente, el documento considera que la función de recursos humanos va a desempeñar un papel crítico en la economía española en los próximos años y será una pieza fundamental para atraer el talento del mercado global. Pero también será importante continuar con las reformas del marco laboral, que nos permitan mejorar la productividad y dar respuesta a las necesidades del mercado en las próximas dos décadas. En este sentido, el informe incluye una serie de recomendaciones tanto para las Administraciones Públicas como para las empresas, estudiantes y población activa, en general.

Para más información

  • Contacto: Jon Nagore - Prensa PwC-
    Teléfono: 91 568 4048