El número de concursos de empresas en España registra un nuevo récord y alcanza las 4.894 insolvencias

Madrid, julio de 2013. El número de concursos de empresas publicados en España, durante el primer semestre de 2013, ha registrado un nuevo récord hasta las 4.894 insolvencias. Esta cifra supone un incremento de un 34% respecto al mismo período del año anterior. Si se compara con el segundo semestre de 2012 (3.585 concursos) el crecimiento es de un 37%. Estos son algunos de los principales datos que se recogen en el Baremo Concursal de PwC,  correspondiente al primer semestre de 2013 y elaborado a partir de los datos publicados en el BOE.


 

Enrique Bujidos, socio responsable del Área de Reestructuraciones de PwCPara Enrique Bujidos, socio responsable de la Unidad Concursal de PwC, "la evolución, desde el primer semestre de 2011, del número de concursos de empresas ha ido aumentando significativamente. Esta trayectoria de crecimiento que se está produciendo semestre a semestre nos hace ser poco optimistas en la mejora de la evolución de la situación para 2013. Además, durante este primer semestre, se ha observado que el tamaño medio de las compañías que entran en concurso ha aumentado ligeramente”.

 
 

Concursos de empresas publicados en el primer semestre de 2013

Concursos de empresas publicados en el primer semestre de 2013

Por comunidades autónomas, como ya viene siendo habitual, Cataluña, la Comunidad de Madrid y la Comunidad Valenciana son las comunidades que concentran la mayor actividad concursal. Estas tres regiones alcanzan el 50% del total de concursos publicados en toda España (22%, 12% y 16% respectivamente). Les siguen, de cerca, Andalucía, con un 11%, Galicia, con un 7%, y País Vasco, con un 6%.

Los sectores  de construcción e inmobiliario lideran la actividad concursal por industrias y representan el 41% del total de concursos publicados (23% y 18% sobre el total, respectivamente). El crecimiento de los concursos en estos dos sectores continúa aumentando, un 9% y un 41% respecto al primer semestre de 2012, lo que implica un crecimiento en términos absolutos de 87 y 251 concursos, respectivamente. No obstante, en el caso de la construcción, su peso sobre el número de concursos totales es relativamente inferior a los habidos de 2009 a 2012. La crisis continúa atacando a otros sectores como son el de distribución/comercio y el industrial, en los que han aumentado el número de empresas concursadas en un 31% y 36%.

El promedio de valor del activo de las empresas en concurso ha crecido con respecto al mismo periodo del año anterior: de €13,2 millones a €15,7 millones, lo que supone un 19% más. Este crecimiento se explica porque el aumento de las insolvencias entre las empresas con activos entre 30 y 50 millones de euros y las de más de 50 millones, que han subido un 21% y 53% respectivamente.

Los datos relativos a las empresas concursadas en función del número de empleados muestran que, tal y como ya sucedía en el informe anterior, los trabajadores de las compañías con hasta 50 trabajadores son las más afectadas. Se ha producido un significativo aumento en el número de empleados afectados por encontrarse las empresas en concurso, situándose hasta el primer semestre de 2013 en un 17% más respecto al año 2012, lo que supone en términos absolutos 12.305 trabajadores.

Finalmente, el informe destaca, de nuevo, que la legislación concursal está frenando la recuperación de la actividad empresarial. Se requiere una reforma que reoriente la Ley hacia la supervivencia de las compañías. En este contexto, es necesaria la presencia activa de los que deberían ser titulares de la propiedad económica de los negocios en crisis, hoy los grandes olvidados del proceso concursal: los acreedores. Éstos deberían poder participar de forma activa, mediante la creación de la figura del Comité de Acreedores, en la toma de decisiones que permitan la recuperación de sus créditos, sustituyendo gran parte de la labor que hoy realizan los administradores concursales y el propio juez.

La situación económica sigue estando detrás del nuevo incremento de concursos de empresas. Cada vez existe menos margen para la refinanciación de la deuda y las entidades financieras que tienen serias restricciones para proporcionar dinero nuevo a las empresas. Se está produciendo además un incremento progresivo en los niveles de provisiones que contabilizan los bancos respecto del valor de sus activos, incremento que no invita a ayudar a sus clientes en crisis. La pérdida empieza a estar reconocida en los balances de los bancos, lo que hace pensar que podremos seguir viendo nombres de grandes empresas en concurso en los próximos meses.

Para más información

  • Contacto: Xavier Janer - Prensa PwC-
    Teléfono: 91 568 42 75