La actividad concursal sigue imparable en España en los nueve primeros meses del año

  • Las quiebras de empresas y familias superarán los 8.000 procedimientos

  • Se publicaron un total de 5.041 concursos de empresas entre enero y septiembre, un 36% más que en el mismo periodo del año anterior

Madrid, octubre de 2012. El número de concursos mercantiles en España  alcanzó los 5.041 procedimientos durante los nueve primeros meses del año, un 36% más que en el mismo periodo del año anterior. Solamente en los meses de verano -julio, agosto y septiembre- la cifra ascendió a 1.385, un 39% más. Si se mantiene este crecimiento, la actividad concursal en España de empresas y familias superará los 8.000 procedimientos en 2012. Así se desprende del Baremo Concursal que trimestralmente elabora PwC, a partir de la información publicada en el Boletín Oficial del Estado. La situación económica general así como el proceso de reestructuración que vive el sistema financiero español están detrás de este nuevo incremento de concursos de empresas.

Concursos publicados entre enero y septiembre de 2012

Cataluña, la Comunidad Valenciana y la Comunidad de Madrid son las regiones con mayor actividad y suponen casi un 50% del total de concursos publicados (21%, 12% y 16% respectivamente). Les siguen, de cerca, Andalucía con un 10% y Galicia y País Vasco con un 7% de los concursos sobre el total. En esta ocasión, La Rioja, Asturias y Aragón son las comunidades en las que más crecen las insolvencias.

 

 

Por sectores, construcción e inmobiliario representan el 44% del total de concursos publicados. En ambos sectores continua el crecimiento en el número de concursos, con  incrementos del 41% y 24% respectivamente en comparación al tercer trimestre de 2011. Pese a que estos sectores han concentrado un importante número de insolvencias en los últimos años, todavía existen empresas que entran en situación concursal, al agotarse las primeras y segundas refinanciaciones que acometieron en 2008 y 2010. Además, la falta de licitaciones públicas y de obra residencial, así como las dificultades que el atomizado sector constructor tiene para trabajar en el exterior, ha generado 400 concursos adicionales en el sector de las compañías constructoras.

Otros sectores como el de distribución/comercio y el industrial  también se han visto fuertemente afectados en estos meses, y han aumentado el número de empresas en concursos en un 44% y 37%, respectivamente. El  incremento de procedimientosen el sector de la distribución se explica, fundamentalmente, por la fuerte dependencia con el consumo nacional, que se encuentra en clara recesión. Por último, destaca el crecimiento del sector servicios, que ha aumentado en 170 el número de concursos publicados, un 31% más.  

Concursos por sector entre enero y septiembre de 2012

La mayoría de empresas concursadas en el tercer trimestre de 2012 cuentan con un activo inferior a dos millones de euros. Las que tienen un activo mayor a dos millones de euros no presentan cambios significativos respecto al mismo período de 2011. El promedio de valor del activo  de las insolvencias durante el tercer trimestre de 2012 ha disminuido con respecto al mismo periodo del año anterior, pasando de €8,3 millones en 2011 a €5,8, un 29% menos.

Finalmente, por lo que se refiere al número de empleos afectados por las insolvencias, el mayor porcentaje de compañías en concurso tienen una plantilla de hasta 50 empleados, mientras que el menor porcentaje son aquellas con más de 250. Sin embargo, las cifras absolutas de empleados afectados por concursos representan una cifra muy pequeña del total de trabajadores que han perdido su empleo. Aún así,  la cifra de pérdida de empleo por causa de empresas en concurso se ha incrementado un 22% respecto al mismo periodo del año anterior.

 

Enrique Bujidos, socio responsable del Área de Reestructuraciones de PwCPara Enrique Bujidos, socio responsable del Área de Reestructuraciones de PwC, "la legislación concursal sigue frenando la recuperación de la actividad empresarial. En la reforma concursal pendiente será necesario reorientar la Ley hacia la supervivencia de los negocios, cosa que se conseguiría dando un paso hacia la desjudicialización de la práctica concursal mediante, entre otros, la implantación de procesos preconcursales de mediación. Se hace imprescindible, en este contexto, la presencia activa de los que deberían ser titulares de la propiedad económica de los negocios en crisis, hoy los grandes olvidados del proceso concursal: los acreedores".

 
 

Para más información

  • Contacto: Xavier Janer - Prensa PwC-
    Teléfono: 91 568 42 75