Más de la mitad de compañías reconoce que no gestiona adecuadamente sus riesgos y reclaman el papel de los auditores internos

  • Para el 75% de los entrevistados, la incertidumbre económica y financiera y la crisis del euro es el principal riesgo para las empresas en 2012.
  • La encuesta revela que los Comités de Auditoría y la Alta Dirección quieren una mayor involucración y rendimiento de la auditoría interna en la gestión de riesgos.

Madrid, 19 de junio de 2012. Más de la mitad de compañías reconoce que no está gestionando adecuadamente los riesgos derivados de su actividad de negocio o del entorno macroeconómico. El Estudio sobre el estado de la profesión de la auditoría interna, elaborado por PwC a partir de entrevistas a 1.530 directivos -870 directores de auditoría interna y 660 ejecutivos de otras áreas, presidentes de Comités de Auditoría y miembros del Consejo de Administración- de 16 sectores y 64 países diferentes, subraya que las organizaciones deben mejorar significativamente sus actividades relacionadas con la gestión de riesgos y la comunicación de los resultados de esta gestión.

 

Los 15 riesgos más citados

Cómo gestiona la organización de cada uno de estos riesgosEl 80% de los encuestados asegura que los riesgos a los que se enfrentan sus compañías están aumentando. La función de auditoría interna, ante este escenario, tendrá que adoptar una mentalidad estratégica, alineando sus actividades con los riesgos más críticos de la organización e involucrándose más en su gestión. Así, las funciones de auditoría interna de mayor rendimiento crean sus planes de auditoría y asignan recursos utilizando un enfoque de evaluación de riesgos top-down y robusto. Aun así, el estudio revela que el 45% de las organizaciones siguen sin utilizar este enfoque.

Para el 75% de los entrevistados, la incertidumbre económica y financiera y la crisis del euro es el principal riesgo para las empresas en 2012. Preocupa, fundamentalmente, la volatilidad de las divisas y materias primas, así como el posible contagio de la crisis de la zona euro en las economías locales. Sin embargo, el 63% de los entrevistados asegura que este tipo de riesgos están bien gestionados.

Otros riesgos

La regulación y los cambios en las políticas públicas son otros de los riesgos que más preocupan a las compañías. Algunos ejemplos de dificultades a la hora de cumplir con la regulación son la legislación anti-soborno impulsada por Reino Unido o las novedades en materia financiera a través de la Dodd-Frank Act de Estados Unidos. En España cabe destacar la propuesta de IAGC (Informe Anual de Gobierno Corporativo) publicada a través del proyecto de Circular de 26 de octubre de 2011 de la CNMV (Comisión Nacional del Mercado de Valores). Esta última propone un mayor nivel de detalle en la información a emitir sobre gestión de riesgos y control interno.

Los riesgos relativos al crecimiento en mercados emergentes también es una de las prioridades de los encuestados. En este sentido, solamente el 33% cree que estos riesgos están bien gestionados. El 15% de las empresas españolas tiene previsto acometer alianzas estratégicas o joint ventures en mercados emergentes, por lo que es necesario un entendimiento de la cultura local o de las prácticas de negocio del país. Asimismo, el uso de los dispositivos móviles y cloud computing continúa siendo otra de las amenazas que las empresas deben tener en cuenta. Para el 69% de los stakeholders, considera muy importante la aportación de la función de la auditoría interna en este tipo de riesgos.

El estudio muestra que el 47% de los stakeholders ha afirmado que los riesgos de sus entidades están bien gestionados, en comparación con el 40% de los responsables de auditoría interna. Seis son las áreas en la que existe una discrepancia más pronunciada entre stakeholders y responsables de auditoría interna. Una de las principales divergencias radica en la gestión de riesgos asociada al fraude y la ética, en donde el 53% de los stakeholders se siente cómodo con la gestión de riesgos efectuada por su organización, en comparación con sólo el 35% de los responsables de auditoría interna. Asimismo, el nivel de confianza relativo a los riesgos asociados a las fusiones y adquisiciones muestra un grado de divergencia similar. Como ya se ha dicho anteriormente, el riesgo relativo a los mercados financieros es, en opinión de stakeholders y responsables de auditoría interna, el mejor gestionado por las organizaciones.

Más del 20% de los stakeholders ha señalado que la función de auditoría interna presta poca atención a la mayor parte de los riesgos que aparecen en el informe. Las expectativas de dichos stakeholders han aumentado con respecto a áreas en las que tradicionalmente la función de auditoría interna no se había fijado. El hecho de que un riesgo no haya sido tradicionalmente un área de atención importante para la función de auditoría interna no implica que no pueda desempeñar un papel importante. En este sentido, la mayor parte de los encuestados ha identificado como barrera más habitual la resistencia organizacional y cultural, seguida de la falta de recursos y conocimientos especializados en los equipos de auditoría interna, así como la falta de un mandato claro en la organización.



 

Ramón Abella, socio responsable de auditoría interna de PwCPara Ramón Abella, socio responsable de auditoría interna de PwC, “para ganarse la confianza de sus grupos de interés, la función de auditoría interna debe hacer mucho más que auditorías de controles financieros y de compliance, necesita ampliar su alcance de trabajo y su rendimiento, abarcando todos los riesgos clave de la compañía. En este sentido, para cubrir las expectativas de objetividad y mayor conocimiento en la gestión de los riesgos, los directores de auditoría interna deben adoptar un enfoque proactivo, complementando sus equipos a través del co-sourcing y anticipándose a los riesgos más relevantes. Sólo de esta forma, el director de auditoría interna va a conseguir un puesto de confianza entre la alta dirección de su compañía”.
 

 
 

Para más información

  • Contacto: Xavier Janer - Prensa PwC-
    Teléfono: 91 568 42 75