Sala de prensa- Notas de prensa

El 60% de los vencimientos de la deuda de las entidades financieras españolas se producirán a partir de 2013

  • La actual crisis ha puesto en una situación de estrés financiero permanente al mercado interbancario y a los mercados primarios que utiliza la banca española.

Madrid, abril de 2011.Las entidades financieras españolas han mantenido una política financiera prudente y, pese a acumular importantes volúmenes de deuda, el 60% de los vencimientos se producirán a partir de 2013, por lo que en circunstancias normales no existiría problema para poder refinanciar la deuda. Esta es una de las principales conclusiones del nuevo informe del Centro del Sector Financiero de PwC e IE Business School, La interrelación entre financiación de la banca española y el riesgo soberano, que analiza los problemas de refinanciación de las entidades financieras y su relación con el riesgo soberano. Sin embargo, la actual crisis ha puesto en una situación de estrés financiero permanente al mercado interbancario y a los mercados primarios de instrumentos financieros que utiliza la banca española.

Hasta 2008, España vivió un incremento sin precedentes del crédito bancario que ha generado unas fuertes necesidades de financiación de las entidades en mercados mayoristas. Nuestro país tiene el mayor porcentaje de deuda “senior” bancaria (sin incluir los repos) con respecto al PIB de toda la zona Euro: un 54%, por encima del 50% de Bélgica, del 44% de Holanda, del 43% del Reino Unido y del 38% de Irlanda. Grecia solo tiene un 31% – por un 142% de deuda pública–; Portugal, un 30% -por un 83% de deuda pública–; e Italia, un 20% –por un 119% de deuda pública–. En un contexto de crisis financiera, esa mayor dependencia de dichos mercados ha generado problemas de disponibilidad y precio de dicha financiación.

El informe señala que los diferentes episodios del riesgo soberano de algunos países europeos han truncado el proceso de normalización de los mercados mayoristas. Según el estudio, existe una correlación entre riesgo soberano y el riego de las emisiones de las entidades bancarias. Si el riesgo soberano empeora, dificulta y encarece la financiación de las entidades financiera. Pero, al mismo tiempo, las dudas sobre la solvencia del sistema financiero empeoran el riesgo soberano. En España, el riesgo de deuda soberana se ha incrementado de forma espectacular en los últimos dos años, perjudicando el poder de financiación de los bancos. Otro problema de la deuda pública es que el sistema bancario es el propietario mayoritario de dicha deuda.

En situaciones normales, es decir, cuando el deudor no ha sufrido un deterioro de su solvencia, la refinanciación de la deuda es sencilla. Pero ¿cómo refinanciar la deuda del sistema bancario en un contexto como el actual? El estudio explica que, a medio plazo, reduciendo las necesidades financieras de las entidades –incremento de depósitos o descenso en el crédito a familias y empresas- se puede solucionar el problema. A corto plazo, las entidades procuran refinanciar la deuda al mayor precio posible o, en última instancia, acudir al Banco Central Europeo, con el consiguiente impacto en la confianza de la entidad.

Para Luis de Guindos, director del Centro del sector financiero de PwC, "para salir del círculo vicioso en el que se encuentra la economía española, es necesario aplicar medidas rigurosas de consolidación fiscal, con el objetivo de reducir el peso del déficit público y de la deuda pública sobre el PIB, así como acometer reformas estructurales de calado que devuelvan la economía española a una senda de crecimiento sólido y sostenible a largo plazo. Este crecimiento económico impactará positivamente sobre los balances y las cuentas de resultados de las entidades bancarias, actuando como factor básico de saneamiento del sector. Sin las necesarias reformas estructurales, no se despejarán las dudas sobre el futuro de nuestra economía, lo que es un factor de incremento del riesgo soberano y, en consecuencia, de aumento de las tensiones en la financiación de la banca española".

El Centro del Sector Financiero es una institución de carácter académico puesta en marcha por PwC e IE Business School cuyo objetivo es analizar los retos a los que se enfrenta el sector. Anteriormente, el Centro ha elaborado otros informes sobre el sector financiero español, en concreto, La reestructuración de las Cajas de Ahorros y la reforma de su regulación, Un nuevo modelo para las Cajas de Ahorros y Los retos de las Cajas de Ahorros tras la reforma de su regulación.